Buscador

domingo, 8 de abril de 2012

Nada es gratis

Es bastante probable que lo que vivimos sea la mayor crisis económica desde los años 40. Yo no tengo duda de que el actualmodelo económico se ha agotado. Me refiero al llamado Estado del Bienestar. La viabilidad del mismo está en entredicho por un motivo claro: cuesta dinero mantenerlo y ese dinero no sale de la nada sino de nuestros bolsillos. Básicamente, y siendo más concreto, del bolsillo de los que vivimos de una nómina. Hasta ahora no había conciencia de ello gracias al crédito. Pero el sistema financiero se ha quebrado y el crédito escasea. La crisis que vivimos es una crisis de confianza. Lo bueno del crédito es que permite gastar más de lo que se tiene. Lo malo llega en el momento de tener que devolver lo que nos han dejado. Este es el punto al que nos han llevado los distintos gobiernos que hemos tenido. Ahora toca recortar y eso no gusta a nadie. Evidentemente. Estamos acostumbrados a que nos den las cosas gratis y no concebimos que nos quiten lo que antes nos daban o que nos cobren por ello. En este escenario, los grupos políticos dan rienda suelta a su demagogia de siempre,mlomque complica todo. Por otro lado, uno mira su nómina y ve que todos los años una gran parte de su sueldo se va para el Estado del Bienestar ya sea en forma de impuestos o en forma de cotizaciones. Uno mira las facturas de sus gastos y ve que un porcentaje se lo quita el gobierno. Uno tiene propiedades y es gravado por ello... Y tras comprobar la sangría económica a la que estamos sometidos, luego van y nos dicen que nos tenemos que apretar el cinturón, que tenemos que trabajar más por menos dinero y que todo el dinero que ha recaudado el gobierno no ha sido suficiente paransufragar los gastos sociales que hemos generado, que se ha generado deuda y que cada vez es más caro pagarla. Lo último que nos han dicho es que hay que hacer reformas en la sanidad y la educación. Al parecer el agujero que hay en sanidad es preocupante. Ahora queda por ver qué nos van a quitar y cuánto nos van a hacer pagar. Ya hay muchos contribuyentes (que, como dije antes, son básicamente personas con nómina) que no quieren seguir manteniendo esto. Si preguntamos por ahí si estaríamos dispuestos a autogestionar nuestras necesidades y nuestras futuras pensiones, cada vez hay más gente que preferiría ahorrar todos los meses lo que les quitan de la nómina antes que dárselo al Estado para que lo malgaste. Esto es muy grave y muy peligroso pero no deja de ser el fruto de una mala gestión. Por ejemplo, retomando el tema de la sanidad, no tiene sentido que los españolitos de a pie que llevamos años cotizando, así como nuestros padres y abuelos, tengamos que entrar en listas de espera con personas que están por delante de nosotros que llegaron de fuera y llevan unos pocos meses cotizando. Cuando las cosas van bien, podemos ser así de generosos pero en el punto en el que nos encontramos yo dejaría de insinuar conceptos como el temido copago sanitario y empezaría a plantearme quién es realmente acreedor de un sistema público y quién no por no haber contribuido lo suficiente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada